No vamos a negar que nos lo estamos pasando bastante bien. Es descubrir por qué te han ocurrido algunas cosas y reaccionar tarde, como siempre, pero dentro de las formas (¡hasta ahí podíamos llegar!). Total, que hemos descubierto hace muy poco que nos hacía falta un órgano de comunicación, algo a lo que aferrarnos para que no vayan diciendo, y resulta que ya lo teníamos aunque hacía falta remozarlo un poco...

Quien tenga algo de memoria recordará una revista alargada que fue parida por Ludotecnia a partir de un catálogo de relojes Swatch, cosa que hemos admitido siempre, sea dicho de paso (otros negaron sus raíces, pero allá ellos). Se llamaba Asuntos Internos y duró cuatro ejemplares.

La cosa quedó en lo que quedó. Nos acusaron de hacer bombo y platillo de nosostros mismos porque poníamos estrellitas a quien nos apetecía, y hoy en día duerme el sueño de los justos sin haber alcanzado el rango de revista de culto, aunque hay quien estaría dispuesto a partirse la cara por conseguir los números atrasados.

En fin. Teníamos la idea, una vieja idea, para ser exactos, porque Foreign Office fue parida con un formato más racional (17 x 24 centímetros) allá como a comienzos de la década pasada, y para más bemoles como heredera natural de Asuntos Internos. Con el mismo espíritu, vamos, con la intención de hablar de lo que nos gusta, no hablar de lo que nos gusta, y dar salida a artículos con contenido y ayudas para nuestro juegos, en un todo compacto que a tenor de las cifras de ventas de AI, molaba, aunque nadie tuviera narices de decirlo en público.


Y aquí estamos. Y como decíamos antes, nos hacía falta un vehículo de comunicación, lo que nos ha animado a rescatar nuestro antiguo y nunca estrenado formato, y además de darle un contenido que os quitará el aliento (armas para Era de Acuario, una aventura para Dogfight, entrevistas y reseñas, etcétera), nos hemos planteado el tema de la imagen gráfica de nuestro estreno y hemos tocado hueso, para qué negarlo. 

Teníamos un precioso smilie cabroncete, naranja, chubarrón, altanero, y le pedimos al departamento gráfico de la casa que lo ajustara a los nuevos tiempos, y los muy gañanes no han tenido mejor ocurrencia que pelarle la piel y poner dos canicas en sus cuencas vacías...

¿Una portada zombie para el número 00...? No importa, sale igualmente en modo gratuito y descargable aunque no antes del 15 de mayo. Tendrá 16 páginas, será un esbozo, pero no lo olvidéis: Asuntos Internos vuelve, aunque ahora se llama Foreign Office... ¿Y dónde encontrarlo? Oh wait!, nos hace falta una página web...

Foreign Office. Vuelve Asuntos Internos

Publicado el

viernes, 26 de abril de 2013

10 Comments
Deka Black dijo...

magnifica noticia... Yo CREO que aun debo de tener por hi un Asuntos Internos...

Sergio Somalo San Rodrigo dijo...

Me parece una iniciativa interesante y útil. Como bien decís, es una forma de dar a conocer lo que tenéis y lo que se hace fuera para vuestros juegos, además de otros contenidos.

Me gusta y ánimo con ello.

Darkos dijo...

Es una alternativa muy, muy interesante. Diferente al face y foros esteriles, Joc lo hacia con Lider, y funcionaba...

Ludo Bermejo dijo...

Me alegro muchísimo de que haya algo como este. Iba haciendo falta, la verdad. Enhorabuena :)

el Dr. Alban dijo...

Estoy muy emocionado!!!

Omar El Kashef dijo...

Pues felicidades por la iniciativa. Un alegrón para los puristas y uan ventana para los más nuevos. Lo que no cabe duda es que cada vez quedan menos argumentos para la crítica :p

¿Has dicho web? ¡Hmmmm!

Pablo Pazos dijo...

Mola, yo aun conservo los 4 numeros de asuntos internos (alguno repetido).

Por lo que he podido entender sera revista online, es asi o tambien dispondremos de version en papel??

Suerte con la nueva andadura de la revista.

Ludotecnia dijo...

Has entendido bien, por el momento sólo se publicará en versión online.

Gracias por los ánimos, la vamos a necesitar ;)

Pablo Pazos dijo...

Pos ná, atentos tendremos que estar de esa web que se estrenara.

Jokin Martínez dijo...

¡Qué mítico el Asuntos internos! No sabía lo del catálogo Swatch aunque siempre pensé que debía haber un motivo para un formato tan poco habitual.
Lo de hacerlo vía web recuerdo que cuando cierto juego estaba en otras manos, comentamos mil veces lo de montar a posterior una página-revista.
Toda la suerte del mundo. Ya avisaréis.